Porque amamos el fútbol

La décima deberá esperar

Abril/2017

La décima deberá esperar

Bayern finalista

-

-

-

Futbol & Pipas

Noche de lujo en el Bernabéu. Uno de los partidos más bonitos de la temporada. Así como ayer en el Camp Nou, asistimos a un monólogo monótono con final infeliz, el partido de hoy ha puesto sobre la mesa a 2 muy buenos equipos, pero no excelsos. Los 2 se conformaron finalmente con una tanda de penaltys, que siempre es maldita para uno de los equipos. Neuer fue el héroe, pero Íker paró 2 penaltys, y fue S. Ramos quien no supo controlar las emociones lanzando su penalty fuera. Este es el motivo por el que Sergio nunca podrá ser un grande. Un tema de control de las emociones.

Jugando en casa, nos faltó un Real Madrid más suelto y lanzado a por la victoria. Comenzó bien, con un 2-0 rápido, pero el Bayern, aún perdiendo, daba la sensación de peligro y profundidad. Y cuando tienes esta sensación, el gol siempre acaba llegando. Y en este sentido, en un claro penalty de Pepe, que pudo merecer la roja, Robben se encargó de materializar el penalty. Se hacía justicia.

En la segunda parte, el Bayern fue dominador, y tuvo más empaque de equipo, estampa que perdió en la prórroga. Es como aquellos combates de boxeo, en los que hay un pugil que gana por puntos. Y ese equipo ha sido el Bayern, pese a que jugaba en el S. Bernabéu.

Nos faltó un Pipita más pronto. Entró demasiado tarde. Y hay veces que el libreto debe romperse, ya que entonces pasa lo que ha pasado. La suerte de los penaltys es una lotería. Y en tu propia casa, no puedes jugar una lotería. Le faltó determinación a Mou. Hay que ser más valiente. Y el fútbol ha premiado en este caso a quien ha sido un poco más arriesgado. Lo repetimos, dado que jugaba fuera de su estadio.

¿Nombres propios? El veterano Lahm (es como el vino, mejor cuanto más añejo), el joven Alaba (apunta unas maneras extraordinarias con tan solo 19 años), el meta Neuer (que hoy se doctoró), Mario Gómez (que causó muchos problemas a la dupla Sergio y Pepe; que apunte Pep Guardiola cómo fijar a los 2 centrales del Real), Luiz Gustavo (el mejor del encuentro)... en banda madridista, Cristiano certificó su Balón de oro, pese a fallar en la tanda de penaltys, y quizás destacaríamos a Özil, pero poco más. Y claro, Íker Casillas, que paró 2 penaltys y estuvo a punto de parar a Robben en el penalty pitado durante el primer tiempo...

.... En resumidas cuentas, la especulación le jugó una mala pasada a Mou. La diferencia entre Barça y Real Madrid, es que el Barça quemó sus naves, con poco acierto y nula capacidad de reacción de Pep; y el Real Madrid no acabó de quemar las naves.

Se cumple el clásico de que los mejores siempre fallan en la tanda final. Y respecto a Kaká, creemos que jugó su último partido ante el equipo munichés.

Para la final, vemos favorito al Bayern, que merece el título tras perderlo en el Bernabéu hace 2 años. La vida siempre te da una segunda oportunidad.