Porque amamos el fútbol
Vossen title
Genk
Jelle Vossen
1989
Bélgica
1,80
Delantero Centro
https://es.twitter.com/VossenJelle



Delantero centro belga luchador, bregador y guerrero. Un “currante” del área inasequible al desaliento y de permanente trabajo y esfuerzo, tanto en el desmarque y apoyo a los medios en la salida de balón, así como en el repliegue y trabajo de equipo. Un rematador perfil Huntelaar, es decir, de esa estirpe de atacantes de área eminentemente goleadores aunque poco virtuosos y/o dúctiles en el tratamiento preciosista del balón. Para entendernos y al igual que en el caso del susodicho holandés, Vossen no le hará la competencia a Pelé en “Evasión o Victoria” con una naranja en los pies, pero desde luego, si se trata de hacer goles, no tengáis duda de que este tío es toda una garantía…con sus limitaciones técnicas obviamente.

 

Cada año suena su nombre como traspaso de la Liga belga a otra más importante, especialmente desde que el equipo del Genk ganó la “Júpiter League” hace 2 temporadas con Vossen como ariete implacable, De Bruynne como joven estrella emergente de fulgor rutilante; y un tal Courtois en la portería, que entonces, aunque imberbe, demostraba ser ya el portero del presente y futuro de cualquier escuadra grande con suficiente habilidad y sagacidad para intuirlo.


No obstante, al inicio de cada curso el nombre de Vossen sigue adscrito al club del GENK para solaz y fruición de su hinchada que le veneran como al héroe goleador que acude en su rescate las más de las veces.


Las señas de identidad de Vossen las hemos enumerado al inicio, gol y trabajo a destajo. Delantero de los que se fajan y rematan de cualquier forma pues aunque no se caracteriza por ser solvente en el regate y dríbling, en cambio sí que es un hábil contorsionista del remate. Si recordáis, Jose Mari Bakero nunca supo hacer un regate ni al césped, pero en cambio “empalaba” el balón como pocos y con sus limitaciones, se trataba de un grandísimo especialista en el arte del remate pues sabía colocar su cuerpo como pocos. Pues Voosen es de ese tipo de delanteros. Parco y tosco en recursos, romo en filigranas, pero en cambio extraordinariamente eficaz, solvente y fiable en el remate. Una garantía de currelo y gol. Un delantero más que interesante que suma mucho al trabajo global del equipo. Además, siempre transmite ser consciente de hasta donde puede llegar, y cómo decía Harry Callahan en la escena final al personaje de Halt Hollbrook en “Harry el Fuerte: …un hombre debe conocer sus limitaciones…”. Pues eso, que Vossen no peca de funambulista en el alambre del margen blanco del área pequeña, sino que muy al contrario es de los que te suelta un zapatazo con marchamo de gol si como defensas pestañeas una fracción de segundo. En otras palabras, si te confías pensando en que no estás ante un artista de la pelota, Vossen te destroza. Entonces deviene un delantero de picadura letal. ¡Así que atentos al pelirrojo sino queréis que os produzca sonrojo!.

 

By CL – Octubre de 2012