Porque amamos el fútbol
Luiz Gustavo title
Wolfsburgo
Luiz Gustavo Dias
1987
Brasil
1,87
Medio Centro

Medio centro de espectacular despliegue, recorrido y gran resistencia física. Atlético corredor de fondo reconducido a centrocampista de corte y cierre, con criterio para la salida y distribución del esférico desde la crucial posición del pivote defensivo. No hace tanto tiempo que compartía equipo y vestuario con esa legión de magníficos jugadores fichados por el Hoffenheim (Carlos Eduardo, Demba Ba, M’Lapa, Ibisevic, Obassi, Vorsah y Luiz Gustavo entre otros), pero aquél equipo alegre y vistoso, se fue desarticulando y el siempre insaciable B. Múnich le “echó las redes” al brasileño y lo reclutó para su “causa”, en aras de disputarle la titularidad en esa demarcación al rubio ucraniano Tymoschuk. Creemos recordar que en Brasil no llegó ni a debutar en la 1ª división, con lo que confirma una vez más que en el mundo del fútbol hay dos tipos de secretarías técnicas: brillantes ojeadores, apasionados del juego y con una intuición sagaz e instinto perspicaz especial y … rentistas a buen cargo y nómina, preferentemente con ex/pasado futbolístico…. Luiz Gustavo gusta por su fútbol fácil, sencillo y ágil, cuando Brasil ha sido tradicionalmente extraordinaria exportadora de medio centros de toque, pausa y siesta. “Aquest va més per feina!!” si nos permitís el catalanicismo…Su derroche de facultades y regular rendimiento es de eficacia contrastada. No es un futbolista que vaya a brindarnos un partido descomunal, sino alguien con un rendimiento de bien/notable, muy constante en cada una de sus apariciones. No parece cansarse nunca y desfallecer, y siempre actúa con unas prestaciones similares. En la marca directa es aguerrido y pegajoso, muy difícil de franquear y encarar en dríbling directo, salvo que le acometas con la ventaja de la velocidad y/o llegando en carrera hacia él. Fuerte y rocoso en la marca, y disciplinado tácticamente. A la hora de distribuir tiene la calidad suficiente para no perder balones en una ubicación tan delicada y sensible en el entramado defensivo. No suele complicarse la vida y juega el balón raso y fácil, pero si alguna vez decide lanzarse a la aventura solitaria sorprende por su solvencia en esta suerte del juego, en la que insistimos no se prodiga (…no tiene por qué hacerlo, habida cuenta que delante suyo, por la parcela más central, juegan unos tales: Bastian Schweinsteiger, Toni Kroos, Thomas Muller…casi ná!! ). Dada su posición retrasada pocas veces tiene ocasión de mostrarnos su peligroso y potente disparo lejano, pero esa es otra de sus cualidades contrastables. Es la eficacia y regularidad personificada. Simplemente constancia y trabajo. Por nombre no es de los más reconocidos mundialmente en su posición, pero por rendimiento se merece a todas luces estar en un equipo grande.

 

By CL - Octubre de 2.011