Porque amamos el fútbol
Obi Mikel title
Chelsea
John Michael Nchekube Obi Mikel
1987
Nigeria
1,88
Medio Centro

Muy poca gente le recordará hace unos años en el Mundial sub-20 donde Nigeria perdió la final con la Argentina de Messi y Zabaleta, entre otros. Por aquel entonces Mikel compartía equipo con el espectacular Taiwo en Nigeria. Y sorprendentemente para los que siguieron aquel evento, Obbi Mikel ocupaba la punta de ataque de aquella selección nigeriana. Sí señores, Mikel era el “9” de aquella selección. Una vez reclutado por el Chelsea alguien detectó en un arrebato de lucidez y clarividencia que a pesar de su impresionante planta física y fuerza, quizás adolecía de calidad suficiente para tan difícil posición. Y muy certeramente, le reconvirtieron en medio centro titular del Chelsea, donde lleva varias temporadas haciendo un trabajo sordo aunque encomiable y decisivo para el lucimiento de las grandes figuras del Chelsea. Su capacidad de recorrido es casi imposible de medir. Es un futbolista dinámico, potentísimo, constante, aplicado tácticamente, insistente, correoso, luchador indesmallable, que se muestra en apoyos y coberturas constantes para los compañero de línea. Una pieza imprescindible para cualquier entrenador porque a todo lo dicho añade soluciones con el balón en los pies. Mikel no es precisamente “cojo” y es capaz de garantizar una transición organizada defensa-ataque y salir de la presión rival si es preciso recurriendo al regate. En fin, no es ningún secreto que junto a Michael Essien conforman la más pétrea e impenetrable línea de medio centros del panorama internacional. Cuando se juntan los 2 a tope de rendimiento físico, mejor busca un fútbol directo e inténtalo por arriba chaval porque a ras de césped no se va a levantar la hierba…

 

By CL - Agosto de 2.010