Porque amamos el fútbol
Lestienne title
Brujas
Maxime Lestienne
1992
Bélgica
1,76
Interior derecho
https://twitter.com/Lestienne97

Interior, extremo o media punta de banda según el esquema que se utilice. En todo caso, jugador de naturaleza vocacional puramente atacante y que aún siendo zurdo suele preferir actuar a banda cambiada (por la derecha) para disponer de la opción de recortar hacia dentro y aprovechar su buen disparo.

Internacional por Bélgica en todas las categorías inferiores y fichado del Mouscron en 2010 por parte del Brujas adelantándose a otros pretendientes más timoratos o indecisos en su momento, como el PSV holandés.

Todas las buenas maneras que apuntaba desde su llegada al club del aquelarre, las ha confirmado con exceso.

 

Vertical, rápido, incisivo, profundo y sobretodo PELIGROSO.

 

Una especie de Antoine Griezzman francés pero en este caso en versión “flamenca” o Belga, que a punto de cumplir sus 21 años la está rompiendo de tal manera que se disputan ya sus servicios los clubs despiertos de media Europa, que como bien sabéis no son todos (pasa que a la hora de la liga Belga a algunos les da pos “sestear”…).

Lestienne es descarado y atrevido, un “babyface killer” a asesino con cara de niño que gasta una sonrisa socarrona a lo Bart Simpson, y una carita de rubito despistado que es totalmente engañosa pues es de los extremos más despiertos, VIVOS y LISTOS del panorama actual. Coincide que estamos viviendo una épica especialmente fértil en cuanto al número de jugadores de banda atractivos y destacados. Lestienne conforma una generación de atacantes y medios ofensivos belgas de la que hablarán los libros de historia dentro  de unos años ( entre otros, DeBruynne, Hazard, Mertens, Dembelé, Benteke, Lukaku, Fellaini…una auténtica pasada si su seleccionador es capaz de establecer las sinergias y lograr la química adecuada entre ellos).

 

Lestienn es un futbolista que tiene la portería entre ceja y ceja, de los que cuando recibe en banda va directo a la yugular del rival, a “hacerle daño”, futbolísticamente hablando. Su limitado 1’76 esconde una capacidad de reacción, arrancada y explosividad notoria que le permite dar el primer paso ventajosamente. Su calidad individual –in crescendo año a año- se encarga y ocupa de hacer el resto.

 

Gusta más de jugar por la derecha y así optimiza su buen chut tras recorte o dríbling al rival pero también es súper aprovechable como profundo extremo izquierdo clásico que corre la banda, profundiza y aprovecha su calidad centradora. Jugador vistosísimo para el espectador a la par que eficaz para su entrenador y equipo. Muy vertical en sus acciones, pero aunque os pueda parecer que con semejante ADN es un individualista nada más lejos de la realidad, porque sabe tirar paredes y asociarse con sus compañeros de media y ataque (Bacca, Jorgensen, Lior Rafelov, Ryan Donk, etc).

 

A sus genéticas condiciones naturales para el regate y desborde, a su inherente descaro, está uniendo y adicionando una capacidad para el gol cada día más interesante lo que le convierte en un jugador de banda que lo reúne todo. Tiene pues una extensa gama de recursos si bien tampoco domina la habilidad circense brasileña. Es muy hábil sí, pero tampoco se trata de un prestidigitador del balón pues esa es una fruta reservada a un muy selecto grupo de futbolistas.

Es un futbolista a degustar, excitante, divertido, prolífico en goles y asistencias, en carreras, apoyos y regates. Para un equipo que guste jugar ofensivamente una “condition sine qua non”.

Nos hechiza Lestienne, estamos seguros de que a ustedes también “Les-Tiene-Que-enamorar”…sic

 

BY CL - Junio de 2.013